¿Por qué reservar con nosotros?

  • Somos Expertos en Chiapas Te proporcionamos información real para planear mejor tus vacaciones
  • Mejores tarifas del mercado Contamos con la mejor tarifa del mercado, compárenos.
  • El mejor servicio El mejor trato a nuestros clientes y soporte antes, durante y después de su estancia en Chiapas.

Chiapa de Corzo

chiapa_de_corzo

Chiapa de Corzo, ciudad histórica situada en la margen derecha del río Grande o Grijalva, a 14 km de Tuxtla Gutiérrez. La estrategia posición en el cruce del río en el punto de encuentro en la depresión central con los Altos, propició un poblamiento temprano que se remota a 1400 a.c. Un grupo de filiación otomague, los chiapanecas, llegó al lugar hacia el año 1000, sojuzgando a sus vecinos. Con ellos tuvieron contacto los españoles, primero en 1524, cuando llego la expedición de Luis Marín, y luego en 1528, con la entrada conquistadora de Diego de Mazariegos.

Después de la Conquista, Chiapa de Corzo se convirtió en una encomienda y más tarde en una dependencia directa de la corona española, por lo que recibió el nombre de Chiapa de la Real Corona. En 1821 se unió al movimiento independentista iniciando en Comitán y fue escenario durante el siglo XIX de las grandes luchas entre liberales y conservadores. La batalla del 21 de octubre de 1863, fue una decisiva para el triunfo de la Reforma en Chiapas, Era el tiempo del gobierno de Angel Albino Corzo, en cuyo honor Chiapas lleva su apellido.

El primer elemento del patrimonio cultural de Chiapa de Corzo es su traza regualar de configuración geométrica, resultando de la planificación que fusionó los ideales urbanísticos renacentistas con los rasgos de la ciudad prehispánica. La traza de la ciudad se generó a partir de la plaza mayor, alrededor de la cual se ubicaron los elementos urbanos más sobresalientes (fuente mudejar, presidencia municipal, casas de comercio y templos ), convirtiéndola en un claro reflejo del sistema económico-social que le dio origen, pues fue durante los primeros dos siglos de la colonia, fue el asentamiento más importante de la provincia.

Rodean a la plaza los portales construidos posiblemente en el siglo XVIII, el edificio del ayuntamiento y la casa de don Angel Albino Corzo en el ángulo noroeste. Ya dentro de su perímetro se encuentran la singular pochota, árbol sagrado, que se relaciona, según la tradición, con la fundación de la ciudad, y la torre del reloj construida en los años cincuenta y que trató de imitar la arquitectura de la fuente o pila.

La Pila
Es un edificio sin paragón en el arte colonial hispanoamericano y broche de oro del arte hispanoárabe. Su diseño único no está relacionado en forma directa con ningún prototipo español. De acuerdo con el cronista Antonio de Remesal, esta fuente “trazole y comenzole el padre Fray Rodrigo de León y en su ausencia suya la prosiguió un español hasta echarle este año de 1562 el agua…” La Pila no solamente cumplía era un punto de reunión de los habitantes del pueblo, por lo que servía a un doble propósito social.

Sobre una planta octagonal, se levanta una estructura formada por una bóveda sobre pilares detenidos por arbotantes que repinten el número ocho. Octagonal es asimismo el brocal situado bajo la bóveda segmetada por nervaduras. Toda la fuente es de ladrillos, algunos cortados en punta de diamante. La utilización de este material es lo que le da una textura peculiar. Construida en la mejor tradición mudéjar, reúne en una gran armonía arquitectónica, elementos derivados del arte musulmán (planta octagonal y trabajo de ladrillo), una cúpula de inspiración renacentista y elementos estructurales derivados del gótico, pero es un edificio original que no copió estructuras. Carece de fundamento la versión que fue inspirada en la corona de los reyes de España. Los letreros colocados en los botareles no informa confiablemente. El crítico de arte de Francisco de la Maza comentó que “la gran fuente de Chiapa de Corzo, ella sola, vale un Viaje a Chiapas.